Venderás en domingo

Las luchas por el tiempo en el sector de grandes superficies comerciales (1976-2011)

Autoras/es: 
Enrique Martín Criado
Pilar Carvajal Soria
Publicado en: Conflictos por el tiempo. Poder, relación salarial y relaciones de Género. Coordinadores: Carlos Prieto y Enrique Martín Criado (ed.). CIS. Debate Social Nº6.
Año de publicación: 2015
Páginas: 49-82

Los conflictos por la jornada de trabajo son centrales en el sector del comercio. El artículo analiza estos conflictos y su evolución en España en el sector de grandes superficies comerciales. Un factor esencial en estos conflictos ha sido la presencia de unos poderosos sindicatos amarillos al servicio de la patronal: FETICO y FASGA. Estos sindicatos han ido firmando convenios a la medida de la empresas. Para promover sus candidaturas las empresas han recurrido a una fuerte represión de los sindicatos no afines. FETICO y FASGA, además, han sido utilizados para impedir el ejercicio efectivo de los derechos laborales –como el de guarda legal- en los centros de trabajo.

Introducción:

José se incorporó como vendedor en El Corte Inglés en 1976. La empresa ofrecía salarios superiores a los habituales en comercio. A cambio, exigía, en-tre otros requisitos, una completa disponibilidad temporal: ” Se trabajaba más horas de las habituales, aquí era poco menos que por ley. Llegabas media hora antes y te decían buenas noches y por la noche te ibas cuando te decían “. Javier Cuartas, en su in-vestigación sobre El Corte Inglés y Galerías Preciados, constataba lo mismo: ” Ni en El Corte Inglés ni en Galerías se tenía conciencia exacta de la jornada laboral. Las horas de trabajo siempre resultaban escasas ” (Cuartas, 1992: 594). Esta exigen-cia será el primer frente de batalla en torno al tiempo en la gran distribución comercial a fines de la década de 1970. Sin embargo, el tiempo aún no es la apuesta central de los conflictos laborales: en la huelga de grandes almacenes convocada por UGT y CC.OO. en 1982, la única reivindicación relativa al tiempo es limitar la jornada semanal a cuarenta horas (El País, 16/03/1982). En 2010 la situación es muy distinta. Al amparo del convenio colectivo de 2009, las empresas de la Asociación Nacional de Grandes Empresas de Distribución 1 (ANGED) modifican los horarios del personal, provocando movilizaciones sindicales por toda España. Muchos empleados expresan en los foros en Internet su malestar por unos horarios que impiden conciliar la vida laboral con la familiar. El tiempo es el principal frente de batalla y el conflicto ya no es por la cantidad de horas, sino por su distribución diaria, semanal y anual. Este cambio es el objeto de este texto 2. La actividad productiva en comercio —a diferencia de la industria— necesita de la presencia del cliente. Ello afecta a las formas de competencia entre empresas, así como a las relaciones laborales. 1. Fundada en 1965, la ANGED agrupa a la patronal de grandes superficies comerciales. Desde 1976 tiene un convenio colectivo propio. En la actualidad, agrupa a empresas como El Corte Inglés, Carrefour, Alcampo, Leroy Merlin, Ikea, Aki, Eroski, C&A o Fnac. El presente texto limita su ámbito de estudio a las empresas de la ANGED. 2. El análisis que sigue puede verse como un caso particular de la dinámica de creciente tensión entre los tiempos de trabajo productivo y reproductivo generada por las transformaciones en ambos ámbitos. Para una presentación general de esta problemática, cf. la introducción en Prieto, Ramos y Callejo, 2008.

Únete al debate

avatar
  Sigue el debate:  
Notificarme vía email si hay